Como pasear a tu perro, 4 interesantes consejos.

Como pasear a tu perro, 4 interesantes consejos.

La hora de sacar a nuestros perros de paseo es un momento de ansiedad en nuestras mascotas y de tensión en sus dueños. Esta ansiedad se traduce en tirones de correa y ladridos o lloros por parte de la mascota. La mayoría de los dueños no sacan de paseo a sus perros por el estrés que estos tirones, ahogamientos y ladridos les produce, sin olvidar el enloquecimiento cuando pasan cerca de otros perros o de otras personas. En la mayoría de las ocasiones la culpa no es del perro, sino nuestra, por no haberles enseñado desde pequeños a pasear.

 

1. Antes de sacar a nuestras mascotas a la calle, nos aseguraremos que están tranquilas.

 

El hecho de coger la correa o decirles “¿Vamos al parque?” puede hacer que el perro se ponga nervioso, empiece a dar saltos, etc. Hasta que no se calme no sacaremos al perro a la calle, aunque tenga que esperar durante horas. Y por supuesto, ni le hablaremos ni lo acariciaremos.

 

2. Para empezar el ejercicio, nuestro perrito tiene que estar tranquilo en el momento de ponerle la correa.

 

Cuando consigamos que esté sentado o tumbado esperando, en ese momento le pondremos la correa y lo sacaremos a pasear. Es importante que, al acercarnos a la puerta, el perro no se nos adelante. Es el dueño quien tiene que tomar la iniciativa, y el perro debe ir detrás o al lado. Una vez salgamos de casa, si el perro da tirones, le obligaremos a sentarse y no recobraremos la marcha hasta que no esté tranquilo. Tú eres quien domina el paseo, nunca el perro, por lo que llevar a su mascota a pasear no debe ser distinto de llevar un bolso o una cartera de mano. Recuerda que a los perritos hay que sacarlos unas 3 veces al día, sobre todo cuando son aún cachorros para que se acostumbren a salir a la calle y hacer sus necesidades. Además hay que evitar las horas de intenso calor, sobre todo en verano.

 

3. Intenta tomarte unos minutos de descanso durante el paseo para que tu perro vea a la gente y a otros animales pasar y se acostumbre a ellos.

 

Puede llevar un juguete para que se tumbe y juegue tranquilamente. Además, no dejes a tu perro suelto para que juegue y corra con otros perros sin interrupción, ya que de esta manera tendrás un perro que no querrá venir cuando lo llames. Puedes llevarte una bolsita con comida para que el perro asocie tus llamadas con la comida y te obedecerá sin ninguna duda. Llevar al perro suelto es tu responsabilidad, así que tendremos cuidado para que no muerda ni ataque a nadie.

 

4. Si tu mascota pertenece a una de las razas consideradas agresivas

 

O potencialmente peligrosas (Pit Bull, Staffordshire Bull, American Staffordshire, Rottweiler, Dogo Argentino, Fila Brasileño, Tosa Inu o Akita Inu) es importante que sepas que el uso del bozal es obligatorio, al igual que contratar un seguro de responsabilidad civil y ponerle un chip especial. El uso del bozal es también recomendable en perros nerviosos porque hace que se relajen. Para este tipo de perros activos, existe el bozal HALTI Control, que hace que, al dar tirones, la cabeza se gire y no puedan andar (un sistema parecido al de los caballos). 

 

*Recuerda que antes de salir de casa, es importante que lleve consigo unas bolsitas de plástico para recoger los excrementos de su mascota. 

Compartir

0 Comentario(s)

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. los campos requeridos estan marcados con *

¿Dónde estamos? Localízanos